• quintadel44: 1968 EL SEGUNDO SEXO.

    miércoles, noviembre 29, 2006

    1968 EL SEGUNDO SEXO.

    Tengo el volumen II en la mano; el primero debió perderse en algún préstamo. Autora: Simone de Beauvoir. Ediciones siglo veinte, Buenos Aires, 1965.

    He ido directamente a la estantería, por tenerlo cerca mientras os escribo. Está forrado - con un papel cuyo color original se ha desvanecido - para evitar que sus hojas, encuadernadas en rústica, se dispersen. Hasta la última página tiene un subrayado, tan a conciencia me lo leí y releí.

    Quizá una lectora actual lo considere anticuado, y si lo volviera a repasar yo misma detectaría errores, afirmaciones gratuitas, excesiva dependencia del pensamiento marxista, demasiadas concesiones a Freud y un lenguaje súbdito del existencialismo sartriano. Quizá. Pero ha sido el libro más importante de mi vida.

    Me da lo mismo lo que opinen críticos, feministas, intelectuales de izquierda, filósofos y demás. Esa obra me señaló con un dedo firme todos los obstáculos que había tenido que afrontar, me frenaban en aquel momento y debería superar en el futuro para realizarme como persona, por el sólo hecho de haber nacido mujer.

    Lo vi. Entendí lo que hasta entonces había sido una inquietud difusa, un malestar subterráneo, un sentimiento de diferencia que yo pensaba individual y tendía a negar. Beauvoire me explicó inmisericorde que todo lo que yo consideraba una historia personal desgraciada era una condición estructural; me adivinó el pasado y me auguró un porvenir nada cómodo, pero al mismo tiempo me regaló las palabras que necesitaba para definir quién quería ser yo.

    Y me explicó la manera. Me dijo que primero tendría que ser económicamente independiente, por más que - lo decía textualmente - sólo el derecho al voto y el trabajo asalariado no significaran libertad por sí mismos. Además, debería dar un sentido ético a mi independencia, renunciar a la protección masculina, encontrar el equilibrio interior sin olvidar mi sexualidad y mi condición de mujer, repasando - en fin - todas y cada una de las dificultades que encontraría. Algunas, ay, las olvidé.

    Me previno contra los embarazos no deseados, desmenuzó la lucha que debería sostener sólo para alcanzar el nivel en el que los problemas comienzan a plantearse para los hombres, y la dificultad de encontrar respeto por mi esfuerzo en lograr un porvenir profesional. Me advirtió contra las tentaciones de abandono.

    A partir de la última página fui otra persona, porque la lectura de El segundo sexo , por sí sola, me sirvió en bandeja lo que estaba buscando dando palos de ciego: el orgullo de ser yo misma.

    Larga memoria para Simone de Beauvoire, Castor, mi libertadora.

    60 Comments:

    Blogger Retrato de Dorian Gray said...

    Creo que no es tu libro favorito. Es tu recuerdo favorito. De hecho, por lo que cuentas, el libro parece lo de menos. Aunque le tengas cariño...

    11:01 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    POW,
    Pues claro que no es mi libro favorito: menudo tocho.
    ES EL LIBRO MÁS IMPORTANTE, que es algo bastante diferente.
    Cuando determine cual es el libro que prefiero, lo contaré.
    Pero hay muchos que lo fueron y, cuando los releí, me decepcionaron.
    Igual es que hay un libro favorito para cada momento de tu vida... :)
    Un beso.

    11:07 p. m.  
    Anonymous Anónimo said...

    Se me hace difícil pensar en lo coercitivos que eran los otros tiempos.

    11:12 p. m.  
    Blogger Zebedeo said...

    Hay libros que te abren la mente y te hacen ver las cosas de diferente manera. En definitiva, te cambian. Ya no eres el mismo/a después de leerlo, tu yo anterior ha sido aniquilado por esas páginas que sostienes en la mano.
    ¡Vivan los libros! (y eso que no estan vivos) :)

    11:14 p. m.  
    Anonymous Anónimo said...

    El libro más importante de lo que llevo de vida es "Anatomía del espíritu", de Caroline Myss. Me ha ayudado a encontrar mi espiritualidad lejos del dogmático mundo de la religión (concretamente a la católica le debo haber sido ateo durante estos últimos años)

    Y esoy de acuerdo contigo en lo de que hay un libro para cada momento. De hecho, muchas veces son ellos quienes marcan los comienzos y los finales de muchas de las etapas de nuestras vidas.

    Que vivan los libros!!!!!!

    11:35 p. m.  
    Blogger Esther Hhhh said...

    Hay un momento en que de alguna manera aprendemos a pensar, o tal vez a orientar mejor nuestros pensamientos...
    Yo leo desde pequeña. Mi primer libro me lo regalaron con 4 años, en la feria del libro. En realidad fueron dos Tom y Irene y los animales domésticos es el que recuerdo. El otro creo que era Tom y Irene y el árbol o algo así. Estos dos libros cambiaron mi vida, porque me abrieron las puertas a un mundo que ya nunca he dejado.
    Pero uno de los pocos libros que he releído muchas veces, y que cada vez que lo leo es un libro nuevo es, sin duda Momo, de Michael Ende. La primera vez que lo leí tenía 8 años. Del mismo autor me encanta El espejo en el espejo. Otro de mis releídos y que cambia cada vez que lo releo.
    Nunca me acabó de convencer La Historia Interminable, no me preguntes por qué, aunque me gusta.
    De pequeña cogía un libro de Bach, el mismo de Juan Salvador Gaviota. El libro se llama Ilusiones. Lo tenía mi madre en su despacho. Yo iba, lo abría por una página y leía lo que en ella venía. Ese libro me enseñó que a veces la respuesta está en una página abierta al azar. Algo similar hice con el Principito.
    El primer libro que me robó una lágrima fue Platero y Yo. El primer poema que me aprendí de memoria La canción del pirata. Siempre me identifiqué con esa parte "Que es mi barco mi tesoro, que es mi dios la libertad, mi ley la fuerza y el viento, mi única patria la mar"
    Y en 2 de BUP descubrí los filósofos. Me enamoré de Platón y pensé mucho en la mentalidad algo machista de Rousseau... Sin dejarme a Kant. Pero siempre me gustó Platón.
    Ah, no me quiero dejar dos cuentos pequeños, los que me regalaron cuando tenía 5 años en la Feria del Libro: La princesa y el unicornio y... Vaya, no recuerdo el nombre del otro cuento.
    Desde aquella primera visita a la Feria del libro, voy con mi madre todos los años y nos regalamos un libro (como mínimo)...
    Hay más libros que me traen buenos recuerdos... Pero sin duda Momo es ese libro que me marcó. Y Ilusiones.
    Un besazo Lula

    3:15 a. m.  
    Blogger Esther Hhhh said...

    Acabo de recordar el nombre del cuento, era El dragón Glotón...
    Besitos

    3:20 a. m.  
    Blogger Tristán Nieve said...

    Es curioso, algo he leído a lo largo de mi vida, y el libro que más me ha cambiado ha sido El hombre en busca de sentido de Viktor Frankl. También le tengo mucho cariño a La vida es sueño y a El Principito y El Lobo Estepario. Pero sin embargo creo que lo que más me ha cambiado a lo largo de mi vida ha sido una película: Waking Life.

    12:44 p. m.  
    Blogger David said...

    Pues a ver si lo consigo. Seguro que alguna enseñanza saco, aunque sea un hombre. Tenemos muchas cosas que aprender de vosotras...

    1:29 p. m.  
    Anonymous Ros said...

    pues tendré que hacer un poder para leerlo por lo menos... ahora que estoy en racha...y además edición del año en que nació mi hermano...

    1:54 p. m.  
    Blogger Peca said...

    Yo no podría identificarme con un sólo libro.Estoy de acuerdo que dependiendo de la etapa de la vida en la que te encuentres, tu situación emocional, etc. la interpretación del mismo varía.Aún así, como leí en un artículo de un famoso periodista; "Lean por favor,lean aunque sean los prospectos de los medicamentos".
    Un beso

    3:10 p. m.  
    Anonymous Anónimo said...

    Lula, yo también creo que estás evocando la transcendental sensación que consiguió en tí lo que esa mujer contaba...a mi también me cala esa autora, dentro de poco sabrás porqué.....
    Besos, me gustas muchísimo, te lo doje ya? di, te lo dije? te lo dije?.

    3:21 p. m.  
    Anonymous Anónimo said...

    Siempre recuerdo "La isla del tesoro". Creo, quiero creer que también fue importante para mí. Aún así, todavía hoy, a mis 31 recién cumplidos, intento que siga siendo importante en mi vida.

    El subrayado de la última página del libro, ¿está en tu texto? Me encantaría leerlo, si no es intromisión a la intimidad, desde luego :^)

    Un beso muy fuerte,
    sergi

    4:27 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    TIPO DE LA BROCHA
    Piensa en lo coercitivos que son hoy los modos y costumbres en otros países...
    Un beso.

    5:03 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    ZEBEDEO,
    totalmente de acuerdo con tu comentario, y ¡que vivan los libros! :)
    Un beso.

    5:04 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Miguel Bau,
    Supongo que hay libros para cada tipo de lector y, cuando los encuentras, sientes algo muy parecido a la felicidad, por más que algunos te revuelvan la casa interior de arriba a abajo. :)
    Un beso, y que vivan los libros.

    5:06 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    ESTHER 4H,
    tu lista es muy corta: si yo me pusiera a hablar de todos y cada uno de los libros que han significado grandes cosas para mí, tendría para escribir de aquí a fin de año, probablemente. :)
    Un beso.

    5:07 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    TRISTAN NIEVE,
    El cine me vuelve loca. Quizá "Muerte en Venecia" me ha dejado a mí más poso que ninguna otra. En cualquier caso, el cine alimenta casi tanto como los libros...;)
    Un beso.

    5:09 p. m.  
    Blogger Cassiopeia said...

    a mi me paso algo muy parecido... hace dos años mi novio, de ese entonces, me relago un libro sobre el feminismo, escrito por una sueca que se dedico a discutir las diferentes ramas del feminismo, que era, porque se habia "creado", cuales habian sido y cuales eran los obstaculos para una mujer, etc etc... es un libro con tapa rosa, diminuto, de solo 250 paginas... pero cambio mi forma de ver el mundo... lo relei por lo menos cuatro veces... y como decis vos; me dio palabras para definir esa inquietud... esa sensacion de injusticia...

    y mi xnovio? se arrepintio de habermelo regalado... jajajja

    te mando un beso

    7:12 p. m.  
    Blogger Isthar said...

    Hay libros que más que por lo que son (que pueden ser mucho), es por lo que nos dicen en un momento concreto de nuestras vidas, que pasan a ser tan importantes :)

    7:26 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    DAVID,
    Tenemos mucho que aprender unos de otros...Y mucho que desaprender. :)
    Un beso.

    7:59 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    ROS,
    digo yo que habrá ediciones posteriores. Si no lo encuentras, seguro que en alguna biblioteca pública, y si no en la Facultad de Letras, fijo.
    Un beso.

    8:00 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    PECA,
    Muchos libros han sido importantes para mí; este es el namberuán, sólo eso. :
    Un besito

    8:08 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    CASSIOPEIA,
    Dudo que, si tu novio te lo regaló, se arrepintiera... :)
    El feminismo, como todos los "ismos" tiene sus profetas y sus herejes, amen de ayatolas e inquisidoras; yo no estoy de acuerdo con algunas de las tesis de feministas de relumbrón, y odio la consigna de "el poder para las mujeres", pero entender nuestros problemas de género es imprescindible para madurar como personas.
    Un beso.

    8:14 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    ISTHAR,
    La de Beauvoire es una obra de referencia para cualquier feminista que se precie, sea de la tendencia que sea...
    Yo no me defino como feminista, pero no por eso dejo de creer que la condición femenina nos ahoga en muchas de nuestras aspiraciones.
    ¿Conoces tú a algún hombre que tenga problemas dudas a la hora de elegir una profesión porque ésta puede ser incompatible con criar hijos? :)
    Un beso.

    8:18 p. m.  
    Blogger Detrásdelreflejo said...

    larga vida al libro, pero no a la autora, que no fue precisamente ejemplo de lo que predicaba.
    Y, en cuanto a la pregunta que le haces a Ishtar en el comentario anterior, respondo: yo sí. ¡los tiempos habrán cambiado poco, pero no tan poco como a ti te parece!

    9:03 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    DETRASDELREFLEJO,

    Y ¿Qué me dices del propio Sartre?... :(

    Pero su vida privada no invalida su obra, y su vida privada fue eso mismo: suya y sólo suya. No pretendía ser ni santa ni ejemplo para nadie.

    Es la Iglesia la que nos propone vidas ejemplares mientras intenta descerebrar al rebaño.

    Un beso.

    9:35 p. m.  
    Blogger manolotel said...

    Inolvidables esos violines del adagietto de Mahler al final de Muerte en Venecia.

    Yo también descubrí muchas cosas que desconocía (y algunas influyeron en mi trayectoria vital) con libros prohibidos pero desde pequeño me enseñaron a hacer una lectura crítica de los libros, aunque sin llegar, desde luego, a los términos del Ensayo sobre Cioran de Fernando Sabater, en el que se pone en duda casi todo.

    Un besote

    10:42 p. m.  
    Anonymous Anónimo said...

    Mi post irá en forma de segunda parte del modo femenino... Ansío tu opinión.

    PD. El libro que cambió mi vida fue Rayuela.

    Besos

    11:30 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    MANOLOTEL,
    Nunca he visto una película como esa, en la que la música no acompaña, no subraya, no adorna, sino que se imbrica con la imagen de tal manera que no es posible imaginar la una sin la otra.

    Dichoso tú, por otra parte, a quien enseñaron a leer. Yo tuve que aprender con el Ulises.

    Un beso.

    11:34 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    PROPAGANDHI,
    Rayuela, otro de mis libros.
    Cortazar ha sido mi amor literario durante muchos años. Al final... En fin: al final fue otra cosa.
    Un beso.

    11:35 p. m.  
    Anonymous Anónimo said...

    Cuando tenemos una preocupación interna que tiene que ver con un conflicto entre nuestros ideales y la forma en la que se estructura la sociedad, es muy gratificante encontrar las palabras de terceras personas que nos reafirmen, que nos confirmen que no estamos sólos ni que estamos pensando disparates.

    Porque una sola persona pensando diferente es un loco, un marginado, o un asocial... un calificativo acorde con un animal de sangre fría, con un lagarto; pero no con un mamífero, que es gregario por naturaleza y necesita sentirse parte de algo aunque conserve su individualidad dentro del grupo. En cambio, muchos pensado lo mismo constituyen una sociedad, para tranquilidad del disconforme, que vuelve a sentir su sangre caliente.

    Yo también tengo mi batallita particular al respecto, pero en la medida de que pasa por acabar con los privilegios sociales de los dos sexos, puede ser malinterpretada (sobre todo porque acabar con los privilegios masculinos está más que asumido, pero la sola idea de acabar también con los privilegios femeninos como que no es muy bien recibida). :)

    11:59 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    HEREL,
    La idea de acabar con los privilegios masculinos está asumida en la teoría; la práctica es otra cosa. Y, sí: el criado también tiene sus privilegios, como no tener que decidir.
    En cualquier caso, no me interesa la guerra de los sexos: me interesa la batalla que libren juntos para liberarse.
    Un beso.

    12:03 a. m.  
    Anonymous Anónimo said...

    Liberarse... ambos, aunque igualdad nunca habrá porque las personas no son iguales; todos los intentos de comunismo han fracasado, y en cualquier grupo humano unos acaban por tener más y otros por tener menos aunque partan de la misma base.
    Lo único objetivo sería suprimir las limitaciones de rol. "Por ser mujer esto" y "por ser hombre lo otro".

    12:16 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    HEREL,
    De eso se trata, de asumir la diferencia en la igualdad, suprimir las desigualdades de género, y todo lo demás... Ya se verá (que algo nunca haya ocurrido en la Historia de la Humanidad no quiere decir que no vaya a ocurrir)
    Y el xomunismo nunca se ha implantado en ninguna sociedad. Como el anarquismo. :)
    Un beso.

    12:27 a. m.  
    Anonymous Anónimo said...

    El comunismo sí que se ha implantado, aunque siguiera habiendo jerarquías. Quizá no sea un comunismo perfecto-utópico, si es a lo que te refieres, o si no, me encantaría que te explicases, porque sé poco del tema.

    12:43 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    HEREL,
    me exiges demasiado: nada menos que te explique por qué ninguna de las dictaduras que se pretenden comunistas merece ese nombre... :DDD
    Un beso.

    1:05 a. m.  
    Blogger manuel_h said...

    De Carrillo a un piso de estudiantes (con una trabajadora que estudia), al paseo nocturno por las aceras de aquellos años (con casas que cambian de lado), o a libros míticos... no sé si es lo que cuentas, o cómo lo cuentas, pero esto es impresionante, Lula.

    Besazosss

    2:02 a. m.  
    Blogger JeJo said...

    - Yo creo que el libro te sirvió para reafirmar lo que inconcientemente, o conciente, venías sosteniendo.

    Un beso .


    ( te dejé 2 comentarios más en el post anterior )

    3:08 a. m.  
    Blogger Soltaire said...

    Es rico tener esos pequeños-grandes tesoros..., está claro que ese era TÚ libro, por lo que dices entiendo perfectamente por qué cambió tu vida o al menos la marcó.

    Un beso grande,
    Soltaire

    4:49 a. m.  
    Anonymous Ros said...

    mujer es por ver la edición rustica esta de la qeu hablas...

    pero vamos si yo la biblioteca de la aldea la tengo a menos de 200 metros de mi casa...

    11:12 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    MANUEL H,
    Con lectores como tú mi ego se mantiene a unos quince centímetros del suelo... Y eso se acaba pagando. :DDD
    Un beso.

    12:16 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    SOLTAIRE,
    A mi edad atesoras maravillas, aunque es necesario aprender a disfrutarlas. Vosotros me ayudáis.
    Un beso.

    12:42 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    ROS,
    La edición en rústica probablemente ande perdida en casas de locas como yo, y en alguna antigua facultad. :DDDDD
    Un beso.

    12:43 p. m.  
    Blogger Dan said...

    No creo que soportaras una relectura: el souvenir se agotaría en las primeras páginas.

    Pero es bonito recordar cuánto aprendiste con él en las manos.

    Alguna otra recomendación para XY en crecimiento?

    1:42 p. m.  
    Anonymous viajero mimado said...

    Precioso homenaje, le entran a uno ganas de investigar que y como escribia la susodicha aun viendo la general descripcion del libro como tochazo.

    1:45 p. m.  
    Anonymous julia said...

    De un poco más adelante, creo, era 'La mística de la feminidad' de Betty Friedman, que murió este año sin merecer demasiados escritos en nuestro país. La 'mística' y el 'segundo sexo' fueron libro de cabecera de mucha gente. Beauvoir impactó, aunque creo que el tiempo no ha pasado en balde sobre su obra y la de Sartre. De la obra literaria se mantienen algunas perlas como las 'memorias de una joven formal'. Otra cosa son su vida y sus contradicciones personales.

    4:13 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    DAN,
    Líbreme yo de recomendar a mujer u hombre alguno lecturas sobre asunto tan delicado. ;DDD

    4:44 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    VIAJERO MIMADO:
    Si tienes ocasión, échale un vistazo: igual terminas por leértelo entero...
    (Hacía mucho que no aparecías por aquí, me alegro de tu regreso).
    Un besazo.

    4:46 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    JULIA,
    Las feministas, en general, no me interesan demasiado, aunque creo que su trabajo es imprescindible.
    Siento la contradicción, pero lo tenía que decir. :)))
    Un beso.

    4:48 p. m.  
    Blogger humilde said...

    ....pues no tengo el gusto.... pero lei parte de la correspondencia con Sartre y me gustó su forma de abordar las cuestiones importantes de la vida.... curioso y distinto....

    4:50 p. m.  
    Anonymous Anónimo said...

    Y ahora una pregunta que no tiene nada que ver con el tema:

    Me dió por leer antiguos post tuyos, y me encontré con uno en el que te quejabas de que nadie te comentaba. Ahora tienes 51 comentarios (52 con este mío) en esta entrada. La pregunta es: con qué cara sales ahora de casa? Pesa la fama?

    Xao niña!

    6:52 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    HUMILDE,
    Tanto Sartre como Beauvoire han sido puestos en cuestión por su vida privada - algo morbosa, al decir de algunas de sus presuntas víctimas - y ciertos aspectos oscuros de su vida política, algo parecido a lo que le sucede ahora a Günther Grass, solo que más grave, porque parece ser que tontearon con el Gobierno de Vichy, o con los nazis, no estoy muy segura.
    Curiosamente, nadie lo dijo hasta que ambos murieron.
    Rn fin.
    Un beso.

    7:32 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    MIGUEL BAU

    Divide entre dos (casi), porque has de tener en cuenta que mis respuestas a vuestros comentarios se contabilizan como comentarios, igualmente. :DDD
    De todos modos, no sólo no me quejo: estoy encantada, aunque procuro llevar siempre las gafas de sol puestas, por si acaso :b
    Un besazo.

    7:34 p. m.  
    Blogger Esther Hhhh said...

    Lula cielo, que el blog es tuyo, no quería yo ponerme a escribir un post, jejejjejeje... Bromas aparte, hay muchos libros más. Sólo te nombré los que de alguna manera me han marcado, o algunos de ellos. Pero hay muchos. Y películas. Y música. Son tantas cosas...
    Un besote guapa
    PD: Además, leñe, que tú eres mas mayor, jos, así que me tienes que ganar en listas, si no, malo, jejejejejeje...

    4:57 a. m.  
    Blogger Marga F. Rosende said...

    A mi me perturba un poco todo lo que rodea a la pareja,incluido el atrezzo sombrerero de la mademoiselle. Los encuentro perversos o los han pintado asi, que si el se cortaba las uñas en el lavabo delante de las crías ue se ligaba, que compartian amantes....Me encanta lo de que vivían en la misma casa pero en distintos pisos. A eso aspiro yo ultimamente. Pero perdona ....no hablabas de eso.Que frivolidad mañanera.
    Un beso loquita mía

    11:37 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    MARGA,
    El único hecho comprobado es que vivían en distintas viviendas del mismo edificio.
    Todo lo demás se ha dicho después de muertos ellos... Está demostrado que lo de "Salsa Rosa" no es un invento español...
    Un beso.

    11:46 a. m.  
    Blogger GLAUKA said...

    ¡ME ENCANTA!

    Vale, hay que situarlo en el contexto histórico en que fue escrito, pero el 90% o más está de plena actualidad.

    Una y otra vez vuelvo a pasear por sus páginas. Simone, larga memoria, sí.

    1:43 a. m.  
    Blogger Roxi said...

    Hola Eulalia!
    Sobreviví a mi cambio de casa, y ahora estoy poniéndome al día con la lectura de mis blogs favoritos.
    El segundo sexo de Simone de Beauvoire, no lo he leído nunca, pero he pasado las últimas semanas leyendo "La plenitud de la vida", donde relata experiencias de vida y cómo fue forjando su oficio de escritora, como su concepto de felicidad e individualidad y en general su visión del mundo cambió totalmente con la guerra. Habla mucho de Sartre, y se lee una admiración e idolatría absoluta, cosa que ella misma advierte muchos le critican y consideran una contradicción con el segundo sexo. Pero también aclara que no se trata de negar la condición de mujer, que por el contrario teniéndola clara con todas sus dificultades y particularidades a partir de eso enfrentar la vida.
    A todo esto, mira la coincidencia a mi perro nuevo lo llamé Castor, en un extraño homenaje a ella.
    Para mí, fue muy gratificante su lectura.

    3:59 p. m.  
    Blogger Roxi said...

    Un abrazo!

    3:59 p. m.  

    Publicar un comentario

    Links to this post:

    Crear un vínculo

    << Home

    ecoestadistica.com Creative Commons License
    Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.