• quintadel44: AMIGAS

    jueves, agosto 03, 2006

    AMIGAS

    Mi amiga Ana aborrece a Andrés - historias de antaño - por lo que aprovecha para venir a verme cuando él está de viaje o sabe que no se va a encontrar con él.

    Hoy ha llegado con el traje de víctima que suele lucir cuando tiene un conflicto, y es que, después de siglos de amistad, aún no ha aprendido que a mí esa pose no me conmueve en absoluto: si hay problemas, es necesario buscar soluciones, no echar sobre su marido, sus jefes, sus hijos, su madre, su hermana o el mundo en general la culpa de todo. Puedo parecer un poco burra, pero el chantaje emocional es la peor forma de crueldad que conozco, y no estoy dispuesta a entrar a esos trapos.

    Quejarse es inútil... Bueno, quejarse un poquito no está mal cuando quieres que te hagan carantoñas, pero adornar simples incordios hasta que parecen desgracias; describir su situación en la empresa para la que trabaja como si de ella dependiera el futuro de toda la plantilla o la cuenta de resultados; plantear las manías de su madre - que ya ha cumplido los ochenta y vive prácticamente sola - como maldades para fastidiarla a ella; considerar los gustos televisivos de su marido como un castigo divino y ennumerar, en suma, todas y cada una de las molestias que vivir produce como si fueran fuerzas malignas conjuradas para impedirle, precisamente a ella, ser feliz, me parece un estilo de ir por el mundo, aparte de poco afortunado, ineficaz por completo.

    Ha mezclado el estrés del trabajo con la apatía sexual de su marido, las dificultades económicas, que no encuentra un especiero para su nueva cocina, los problemas de pareja de una de sus hijas, la preocupación porque la otra no encuentra novio, la angustia que le provoca que su madre esté sola porque su hermana se ha ido de vacaciones, que no sabe cuándo van a venir los pintores, que..

    Coño, Ana, pues si el viernes ya no curras, tu marido ha sufrido un infarto y medio y ya hace años sabéis que tendríais que ir al sexólogo para que os ayude, gastas más de lo que ganas, el especiero puede esperar, las niñas son listas y ya sabrán lo que tienen que hacer, puedes poner a tu madre una teleasistencia de esas y una asistenta y la llamas dos veces al día, y a los pintores se les da un toque y se les dice que cuándo, no veo yo qué hay de trágico.

    Bueno: en realidad lo que ella venía era a justificar que no podrá regar mis plantas ni un solo día del mes de agosto, porque se va a Asturias con unas amigas a descansar, y luego con Félix a Cádiz. Pues, haber empezado por ahí, hija mía. No problem (que sí, pero soy jugadora de mus: ya veré cómo lo arreglo). Otra cosa, ya que estaba aquí, ¿por qué no le hacía un ajoblanco para cenar esta noche, que le apetecía mucho y yo no tardo nada con la thermomix?

    Después me pregunta que qué tal estoy. A la hora y media de haber venido. Jopé: cuando Ana está en la otra cara de la luna...

    34 Comments:

    Blogger Soltaire said...

    Uff Eulalia, entiendo tu punto.., de hecho conozco gente así y son demasiado agotadores.., la mala onda se pega ¿no?, te absorve..., en todo caso siempre pienso.. "vamos!..qué al final es ella/él la que peor lo pasa, debe ser horrible vivir con la tragedia y la amargura en el alma...., ese es el precio por vivir con ese enfocque..."

    Qu´r curioso encontrarme con este tema en tu blog, porque el tema de "la amistad" es algo que me he estado preguntando muchisimo en este último tiempo..., ¿para qué sirven las amigas después de todo si no es para encontrar refugio cuando uno lo necesita?...,porque conocidos de juerga hay muchos! pero AMIGAS(OS) pocos.. (bueno, creo que esta última frase probablemente tiene más que ver conmigo que con tu blog...)

    Te dejo un beso grande
    Soltaire

    2:34 a. m.  
    Blogger Princesa Dariak said...

    Te admiro por saber escuchar y comprender. No todos tienen ese don.
    A veces nos pasa que andamos en esos dias en que todo problema parece insuperable... y cuando acudimos a un verdadero amigo: ahi nos deja boquiabiertos... y todo resulta ser un poco de polvo que podemos soplar y desaparece.
    Es bueno saber escuchar, y nos da alivio saber que cuando nos pase -porque a veces nos pasa - el otro estarà alli para darnos el equilibrio.

    Un abrazo enorme...

    4:17 a. m.  
    Blogger Marga F. Rosende said...

    Hablaba con una buena amiga de esto mismo y casi en los mismos términos. Es gente que si te descuidas, te deja cargadisima.Menos mal que tu tienes las cosas clarísimas y es difícil manipularte. Una sola objeción: merece la pena mantener una relación así?
    Un beso

    9:44 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Soltaire:
    vistos con el espejo de aumento que significa años de trato e intimidad, a TODOS se nos ven un montón de defectos que los amigos pueden ennumerar. Ayer me apeteció desahogarme aquí, pero Ana es un encanto, si quitamos su manía de hacernos creer a todos que la mala suerte se ceba con ella.
    Sí, los amigos pueden ser un refugio calentito cuando fuera soplan malos vientos pero, precisamente por eso, me gusta también compartir con ellos y ellas los alegrones y tal...
    Un beso

    10:07 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Princesa...
    si, los amigos nos escuchan y escuchamos a los amigos, que para eso están/estamos.
    Como eres un sol, no captaste que ayer estaba bastante irritada, y no por los lamentos de mi amiga, que podía haber estado escuchándola otras dos o tres horas sin inmutarme, sino porque toda su retahila tenía un fin que no era sólo desahogarse, y eso sí que me da rabia: el intento de manipulación.
    Un beso, cielete.

    10:17 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Marga, preciosa,
    Nadie es perfecto... Tendría que traer a Ana a este blog para que contase lo que sabe de mi parte oscura.
    Los vínculos que podemos llegar a establecer con una persona son extraños, lo mismo en el amor que en la amistad: Ana ha hecho por mí cosas inolvidables, y que sea una palizas no modifica esa verdad...
    Seguro que sabes de qué hablo.

    10:22 a. m.  
    Blogger Roque said...

    Eilalia, siempre me desmoronas con ese fino sentido del humor y con esa visión tan acertada de la vida.

    A veces no sabemos lo que queremos, eso es tan cierto como que cuando lo sabemos, puede que sea demasiado tarde para poder conseguirlo, tal vez porque lo hemos dejado marchar. Tu amiga, puede que separ lo que quiera, o no, pero como dices no creo que esas cosas sean tan importantes como para amargarte la vida o para no poder resolverlas con un poco de actitud positiva y valiente.

    11:15 a. m.  
    Blogger papa pan said...

    Tu amiga es una profesional de la queja, hay que reconocerlo, pero tú también te estás quejando de ella. Y yo que iba a pedirte que te quedaras con mi canario.

    Besos.

    11:18 a. m.  
    Blogger propagandhi said...

    Eulalia, has demostrado que, aun estando en desacuerdo, escuchar es algo importante. Y eso que escuchar quejas es lo segundo más incómodo de escuchar del mundo. Lo más incómodo es que te cuenten un sueño. Al menos, con las quejas, lo mismo te indignas tú también y al menos entras en sintonía con el hablante.

    11:40 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Roque: mi amiga ha hecho que su vida sea mucho menos divertida de lo que hubiera podido conseguir con su inteligencia, porque nunca se plantea que ELLA puede cambiar las cosas. Y mira que se lo digo...
    Un beso.

    12:11 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Papa pan,
    Lo mío no es una queja, es una crítica a cierto estilo llorón de ir por la vida.
    Y a lo del canario, ni hablar: si no encuentro quien me riegue las plantas, me voy sola y dejo al Andrés con el encargo.
    Un beso.

    12:15 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Propagandhi,
    Los únicos sueños que acepto escuchar son los de mi hijo y los de mi novio: me quedan todavía restos freudianos desperdigados por el coco...
    En cuanto a lo de saber escuchar... Dice todo el mundo que hablo por los codos, pero luego resulta que yo estoy más enterada de la vida de mi tribu que ellos de la mía, ya ves.
    Alguien que me conoce mucho dice que yo pregunto mucho, y por eso...

    12:20 p. m.  
    Blogger Dammy said...

    Yo tampoco entiendo (más que "entender" debería utilizar el verbo "compartir") esa forma "llorona" de ir por la vida, pero supongo que serán varios los motivos que puedan llevarte a ello, y varios los motivos que te llevaran a no luchar por cambiar eso.

    Un blogsaludo.

    3:02 p. m.  
    Blogger El Deivid said...

    Yo creo que hay que cuidar mucho el turno hablar-responder en toda conversación y relación. No es bueno que alguien se descargue con nosotros de forma gratuita de la misma forma que no está bien que nosotros hablemos todo el tiempo.
    Una persona así debería replantearse su ética en las conversaciones.
    Gracias por pasarte por mi blog, besos.

    3:23 p. m.  
    Blogger A silent heart in a noisy world said...

    A mí me cansan un poco ese tipo de personas que se quejan de todo con tal de no reconocer que seguramente las responsables de su infelicidad son ellas mismas. Pero salir de ciertas situaciones a veces requiere una fuerza y una determinación que no todos tenemos en todo momento, así que por mucho que me fastidie ese estilo de vida si la persona me importa compensa ser paciente, así que entiendo tu postura.
    Lo que sí que no soporto es lo del chantaje emocional, ¿por qué la gente no puede ir de frente y decir las cosas claras? Con la de tiempo que se ahorra...
    Ah, y gracias por comentar mi cuento Eulalia: es algo viejo pero aún me trae buenos recuerdos, por eso lo colgué. Me alegro de que te gustara.
    Besos :)

    3:29 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Dammy,
    No lo dudes: la gente que mantiene una conducta es porque saca provecho de ella ¿A quien no le conmueve el relato de las desgracias de alguien...Si no lo conoce suficientemente?
    En fin.
    Un beso.

    10:04 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    A Silent.
    Tú lo has dicho...
    Y el cuento era muy bueno, ya te lo dije; pero no tienes que agradecer nada: pasé un buen rato leyéndolo.

    10:07 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Deivid,
    ¿Turno de palabra, en España?...
    Hay veces en que es necesario dejar hablar al otro, si lo necesita. El asunto es cuando sólo abre la boca para quejarse, o usa sus "desgracias" para esconder su responsabilidad o para conseguir algo de tí, ¿no?
    Un beso

    10:11 p. m.  
    Blogger quiero ser como tú said...

    La próxima vez, ya sabes, cuando empiece con las quejas, le dices que no se preocupe por las plantas!

    Es verdad que todos somos pesados a veces...

    qué vas a hacer con las plantas al final?

    1:13 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Jajajajajaja, Quieroser,
    No tengo ni idea: he comprado unos aparatitos que no dan resultado - mi florista no me ha recomendado los geles - la asistenta se compromete cinco días laborables, pero ni uno más... A lo mejor me quedo, ahora que parece que empieza a refrescar, y me voy en septiembre, cuando venga mi hijo. Ni idea...
    Un beso, linda.

    1:31 a. m.  
    Blogger Hada Korib said...

    Si.. pero es tu AMIGA y aún con sus defectos la quieres y la escuchas... piensa una cosa ella es más frágil, más debil que tu por eso se aferra a ti y seguro que te adora - ya hasta te adoro yo :-) - y claro tiene tantas ganas de contarte "sus desgracias" que no piensa en si tú tendrás las tuyas..Bueno no se lo tomes mucho en cuenta.Un besito linda!.

    12:40 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Ah, eso sí que no, Hada!
    Ana no es más débil para nada: los vínculos que hay entre nosotras son muy fuertes y suficientemente antiguos para saber de lo que hablo. No es más débil, pero seguramente sí es más infeliz... Confieso que la escucho con impaciencia, y a veces pienso cosas espantosas mientras la estoy escuchando, pero te aseguro que no dejaré nunca de escucharla, no me queda otro remedio.
    Y, gracias por el piropazo.
    Un beso.

    7:19 p. m.  
    Blogger El Deivid said...

    Cierto es. Es una actividad ardua, saber escuchar y al tiempo saber discernir si esconde otras intenciones.
    Un beso.

    7:29 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Uy, Deivid,
    cuando conoces bien a una persona, es difícil no imaginar desde la primera frase a dónde quiere ir a parar...

    7:37 p. m.  
    Blogger Herel said...

    ¡Olé! estupendo que torees el victimismo.
    Lo problemas no se solucionan quejándose y sin hacer nada... salvo que esté acostumbrada a que alguien se los resuelva cada vez que se queja. Pero en algunos de los puntos lo único que está haciendo es descargarse ella misma de culpas y echarles el muerto a otros, se sentirá mejor así.
    "El que quiere resolver algo encuentra una solución; el que no, encuentra una excusa para no hacer nada"

    1:01 a. m.  
    Blogger Aldara said...

    Vaya, tu tambien tienes una amiga "reina del melodrama"? Con la mía a veces me pasa como con el cuento del lobo, que no sé distinguir cuando su angustia es real o es teatro.
    Y sí,el chantaje psicológico (!y vaya si lo sé!), es lo peor si no sabes identificarlo y repelerlo.
    Un besote

    4:13 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Aldara,
    Las conductas se consolidan merced a los refuerzos que se obtienen. El victimismo es un arma de doble filo: por un lado, consiguen atención y apoyo, se evitan responsabilidades, etc.; por otro, impiden a la "víctima" actuar para modificar sus circunstancias, porque esperan que lo hagas tú por ellas, porque terminan pensando que las cosas son así y no tienen remedio, y porque no aprenden a enfrentarse a los hechos para cambiarlos...
    En fin.
    Un beso.

    11:13 a. m.  
    Blogger Zifnab said...

    Ves?. Lo del ajoblanco ya está mejor. Era hora de que tu y yo comenzáramos a reconciliarnos gastronómicamente.

    En cuanto al victimismo es una epidemia muy habitual entre los seres humanos. Yo soy del atleti así que es algo que me toca de cerca y profundo... :-D

    Y no me extraña que encuentres dificultades en regar la selva. No todo el mundo es tan temerario.

    Se feliz

    1:09 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Ah, mira, mago...
    Estoy esperando a que vuelvas para ofrecer en tu honor otra receta de gazpacho de pepino, jiji.
    Soy del Real Madrid. Desde que mi hermano (del Sevilla, y era madrileño, ya ves tú) decía que Di Stefano era una mierda de jugador. Hasta la muerte.
    Juro ante la Ley (cualquier Ley) que no me voy a la playa por la cosa de mis plantitas. Esperaré a septiembre.

    2:00 p. m.  
    Blogger Lula Towanda said...

    Para eso están las amigas, son un pack completo que aceptamos. ¡Lo a gusto que se habrá quedado interpretando su papel de víctima de las circunstancias!.
    Lo que me parece fatal es que no te riegue las maceras en agosto y te lo diga con tan poco tiempo, es no se le hace a una amiga :-)

    9:45 p. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Exacto, Lula, por eso hablaba de "la otra cara de la luna". Llegaría a casa como una rosa de abril.
    Lo de las macetas, hija, ya lo tengo asumido: a todos les da terror cargar con la responsabilidad de mi tesoro. Ella, que se ha quedado innumerables veces con mi hijo cuando era chico... Ya ves.
    Un beso.

    9:52 p. m.  
    Blogger Alholva said...

    Ser del Atleti no tiene ninguna relación con el victimismo. Los rojiblancos aceptamos la derrota como una parte del juego y no vamos por ahí de plañideras, confieso que a veces le echamos la culpa al árbitro pero en muchas ocasiones está más que justificado.

    Los perdedores tienen mucho encanto, lo de la erótica del poder es un camelo.

    Respecto a tu amiga, si no abusa del tema, está bien pero si se le va la mano… Mal rollo.

    Un beso.

    2:06 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Alholva,
    de siempre mi amiga ha sido un poquito llorona, pero me parece que la edad la está convirtiendo en una experta en lágrimas y suspiros. El mal rollo es mucho peor para ella que para los demás, aunque tenemos que estar al loro para que no nos esclavice...
    Y lo del Atleti...Lo siento por tí, jamía :D
    Un beso.

    9:19 a. m.  
    Blogger Eulalia said...

    Herel!
    Juro que te contesté ayer, pero ha desaparecido el texto: me ocurre a menudo, que me olvido de poner las j... letras y doy al enter o algo así.
    Te decía que de acuerdo totalmente, claro.
    Un beso, o dos.

    1:46 p. m.  

    Publicar un comentario

    Links to this post:

    Crear un vínculo

    << Home

    ecoestadistica.com Creative Commons License
    Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.